Cambiador de pared para bebés

¿Cuánto tiempo se usa el cambiador?

El cambiador es un mueble complicado de comprar pues tendrá una utilidad breve. Lo utilizaremos para cambiar al bebé durante dos o a lo sumo tres años. Cuando el bebé deje el pañal no necesitaremos más el cambiador y tendremos un mueble en el medio de la habitación que no cumplirá ninguna función.

¿Qué altura tiene que tener un cambiador?

En la altura se recomienda unos 90 cm para que nuestra espalda no se resienta. Y para el ancho y fondo es muy importante que quepa bien la colchoneta cambiador, unos 70 x 50 cm, para que el bebé esté seguro.

¿Dónde poner el cambiador?

El cambiador se sitúa sobre una cómoda en perpendicular a ti. De esta manera tienes los pies cerca de tu cuerpo y la carita más alejada. Hay padres que prefieren esta ubicación y otros, por tener que inclinarse sobre el bebé para acceder a la carita, la disposición en horizontal o paralelo.

¿Cuándo se deja de usar el cambiador?

La vida útil de un cambiador para bebés es bastante larga en comparación con la de otros productos infantiles, ya que se suele utilizar hasta que el bebé no entra en el cambiador o hasta que los cambios de pañal son más espaciados, alrededor de los 12-16 meses.

¿Como tiene que ser un cambiador de bebé?

Su superficie no debe ser ni demasiado blanda ni demasiado dura. Así no se deformará ni causará ningún tipo de incomodidad al bebé cuando le cambies el pañal o de ropa. Es muy importante que sea estable, para así evitar cualquier clase de accidente.

Ir arriba